Características de la domótica industrial

La domótica industrial es una rama de la tecnología que se especializa en la implementación de diferentes sistemas que tienen la capacidad de integrar las funciones de un edificio, proporcionando un gran número de ventajas. Todo ello puede ser implementado mediante diferentes protocolos, como por ejemplo un integrador de KNX.

¿Qué funcionalidades puede tener la domótica industrial?

Son muchas las ventajas que pueden tenerse en cuenta gracias a la domótica industrial, como por ejemplo:
  • Climatización de espacios.
  • Gestión energética.
  • Control de la iluminación.
  • Control de accesos y presencia.
  • Monitorización de procesos.
  • Gestión flexible de la infraestructura.
  • Gestión de seguridad.
  • Accionamiento de dispositivos.
Todo ello es posible gracias a los protocolos de comunicación, los cuales son lenguajes de comunicación, mediante los cuales se comunican los diversos dispositivos que forman parte de la red domótica.

El protocolo planea una fácil comunicación entre los diferentes dispositivos electrónicos además de garantizar la seguridad en las instalaciones, validación internacional y también ahorro energético, por ello es tan importante.

El hecho de contar con un protocolo de comunicación está relacionado con el trabajo de las marcas estandarizadas, lo que hace que los dispositivos no trabajen de forma independiente, sino todo lo contrario, lo que hace que se facilite el uso de la comunicación entre los diferentes dispositivos.

Existen dos clases de protocolos, los cerrados y abiertos. En el caso de los cerrados son protocolos específicos de una marca determinada, algo que usa solamente la propia marca. Además, solo es la propia marca la que puede hacer mejoras y mejorar los dispositivos. El protocolo abierto, es el que está definido entre varias compañías, con el objetivo de unificar criterios.